S O B R E T I

Sabes que puedes vivir más y mejor, pero no sabes cómo empezar

Es normal. Luego te contaremos quiénes somos, pero ahora, vamos a lo realmente importante, que eres tú.

Cuando te preguntan: “¡Oye! ¿Qué tal vas?” , o algo parecido…

Y respondes, “Pues ahí vamos, tirando; no me puedo quejar”, o algo parecido… Suele ser por varias razones.

Es posible que no te apetezca compartir cómo vas con esa persona (realmente, tampoco a quienes te preguntan les suele importar tu respuesta 😃).

Es posible que casi todo te vaya muy bien y prefieres no hablar de ello porque no quieres llamar a la mala suerte.

Nunca se sabe lo que dura una buena racha, pero no mucho; y es mejor no presumir demasiado, no sea que más tarde te arrepientas de ello.

Tampoco quieres despertar envidias que no te benefician.

Pero qué pasa si te lo preguntas a ti mismo. Si con honestidad brutal y absoluta franqueza te preguntas: “¿Cómo va todo?, ¿Cómo va mi vida?”

Si tu respuesta honesta y franca es que podrías estar mejor, entonces ahí hay chicha.

Si tu respuesta honesta y franca es que vas tirando, más o menos, pero que es lo normal, que es lo que hay, que es que no tienes mucha suerte, que es lo que toca tal como están las cosas, entonces realmente algo no va bien.

Nadie tiene que conformarse con ir tirando por la vida. ¡Eso es una mier**!

Eso es desperdiciar tu vida, subestimarla, quererte poco. Eso te lleva directo al fatalismo o al victimismo. Puedes llegar, incluso, a sentir el vacío existencial. Que tu vida no tiene sentido.

Tal vez, en ocasiones, notes también una sensación de insatisfacción crónica, que te incomoda y que puede llegar a torturarte. O peor aún, que ya ni te incomoda, porque ya ni sientes ni padeces.

Esa insatisfacción puede llegar a bloquear el disfrute de cualquier logro y de las cosas buenas que ya tienes.

Tal vez, simplemente, sientes una sensación de apatía general, que te impide enfocarte, tener claridad sobre qué quieres, sobre cuál es tu propósito, sobre qué demonios haces aquí. Y entonces, simplemente sobrevives, te dejas llevar, vas tirando… Tirando hacia ningún lugar.

También los hay que se sienten razonablemente bien, pero quieren mejorar. Quieren sentirse mejor, ir puliendo cosas para vivir mejor. O para que la buena racha dure lo máximo posible.

Si estas en alguno de estos casos…

Estamos aquí para apoyarte. La Escuela de Eudemonía está aquí para guiarte. Somos un grupo de personas comprometidas con la buena vida que quieren crear comunidad. La de los eudemónicos.

Si tú no lideras tu vida… ¿Quién lo hará?

El Equipo de la Escuela de Eudemonía

Pablo Tovar

Director

Toñi Fernández

Ayudante de Dirección

Marisa Palop

Mentora Mente

Juan R. Cogollos

Mentor Dinero

Verónica Menduiña

Mentora Relaciones
Facilitadora CreaTuVida

Rubén Escrivà

Mentor Alimentación

Oscar Martirena

Mentor Efectividad Personal

María José Martínez

Mentora Descanso

Lorena Correas

Mentora Cuerpo

Fran Lledó

Marketing y Tecnología

Enrique Simó

Mentor Mindfulness

Gloria Moreno

Mentora Trabajo

Facilitadora CreaTuVida

Guillermo Simó

Mentor Mindfulness

En el equipo hay gente muy TOP, pero…

No te lo contamos para impresionarte, sino para decirte que hemos aprendido que no hace falta tener mucho estatus, muchos títulos, conocimientos o posesiones para liderar tu vida, para vivir una vida plena y dichosa, una vida que, hasta el último suspiro, sientas que vale la pena.

Sí, hemos visto toneladas de inspiración y determinación en personas sin cargo, en personas corrientes, personas como nosotros, montones de personas muy similares a ti, con tus mismos problemas, anhelos y desafíos. Y, sobre todo, personas con ganas de agarrar el toro por los cuernos.

Porque la clave para tener más éxito en tu vida, para tener mejores relaciones, influir e inspirar más, es que aprendas a liderar tu propia vida.

Si tú no lideras tu vida…
¿Quién lo hará?

Tomar las riendas de tu vida, implica tomar decisiones, empezando por decidir quién quieres ser y cómo quieres impactar en la gente que te rodea, sobre todo en aquellos más cercanos a ti, aquellos a los que sirves y aquellos a los que más quieres…

Por ello hemos creado este proyecto, esta Escuela de Eudemonía.

El propósito de esta Escuela de Buena Vida se puede sintetizar con el acrónimo AC/DC, que significa que lo que nos mueve es Aprender, Compartir, Divertirnos y Contribuir. Todo nuestro equipo está comprometido para vivir estos cuatro valores esenciales. Es nuestro compromiso con todos los que se una al proyecto de algún modo.

Y una fantástica forma de empezar, de dar un paso para unirte al proyecto, es que entres en nuestra newsletter.

NEWSLETTER

La mayor rebeldía hoy es atreverte a vivir una buena vida

Si entras en la newsletter recibirás:

  • El audio con las 7 claves del Estoicismo para vivir una buena vida.
  • El libroCoaching para líderes cotidianos, de Pablo Tovar.
  • Conocimientos prácticos, sugerencias para vivir mejor, inspiración, y por supuesto, estarás al tanto de todo lo que se haga en esta Escuela de Buena Vida.
Ver política de privacidad